¿Por qué votar por Petro y todo lo que encarna?

A Petro no le aguantan el debate y solo les quedan a sus detractores las calumnias, las injurias y las mentiras más desvergonzadas.

Opina - Política

2018-02-14

¿Por qué votar por Petro y todo lo que encarna?

Démonos por un instante la oportunidad de imaginarnos un escenario distinto al que se presenta en la actual campaña para elegir al sucesor de Juan Manuel Santos. El ejercicio que propongo, es el de quitar de en medio, en un esfuerzo de abstracción suprema, todo el sedimento, las rémoras y las untuosidades que se van adhiriendo a las figuras públicas en la posmodernidad de las redes sociales, para después, en un proceso de disección, observar qué queda.

Visualicemos, entonces, a un Álvaro Uribe virginal, angelical, buen recitador, que se toma y disfruta sus “guarilaques”, dicharachero, de buen humor en privado, el alma de la fiesta, amante de los caballos, buen amigo, paternal, excelente abuelo; ahora último un poco desaliñado en el vestir, pero encantador con las muchachas.

Imaginemos que todo lo que se dice de él no tiene fundamento; y partamos, ante todo, de que no existen, hasta el momento, pruebas contundentes que lo condenen y que por tanto es titular del derecho al debido proceso y a presumir su inocencia.

De igual manera, hagamos el ejercicio con Germán Vargas Lleras. Seamos condescendientes con él y digamos que a veces es un poco grosero, impetuoso, pero que eso obedece a su particular manera de asumir sus compromisos y además que es el heredero del carácter fuerte de su abuelo, quien mandó a dormir a los colombianos a las ocho de la noche cuando el paro cívico nacional de 1970. Abonémosle que, según él, se ha preparado para ser presidente y que en ese empeño no tiene que ver en nada el hecho de ser descendiente de dos ex presidentes.

Digamos de él, que según su familia y sus amigos más cercanos, es buena gente y que a veces lo han visto llorando cuando ve un pobre. Que ama a su patria; que siempre ha estado dispuesto a sacrificarse por ella en el destino que ella le imponga, desde los más bajos, hasta los más encumbrados..

Ahora, pongamos a favor de ambos, algo que frecuentemente pasa en la vida y es que los seres humanos, por diversas circunstancias, establecemos en ocasiones amistades, que en un momento dado nos perjudican por malos procederes y que no nos podemos echar sobre nuestras espaldas la responsabilidad por los actos de ellos cuando la cagan.

Hasta aquí, son dos ejemplares humanos como cualquier otro, con errores y aciertos, debilidades y fortalezas, mezquindades y bondad. Ya los tenemos ahí, parados frente a nosotros y de verdad que se ven primorosos; como unos tiernos gaticos a quienes dan ganas de acariciarlos y consolarlos con palabras protectoras como “no se preocupe, que todo va a estar bien” y decirles que son unos predestinados por la Providencia para dirigir los destino de la patria y de cada uno de sus compatriotas.

Pero no, son el pasado; representan todo lo caduco y perverso que como nación nos corresponde superar. Ya se encargará la historia, que no la justicia, de ajustar cuentas con ellos; o mejor, la literatura, puesto que la historia puede ser falsificada, mientras que la literatura es perenne, eterna e inclemente. El relato de Gabo sobre la masacre de Las Bananeras es más bello y más verídico que la historiografía sobre el tema. Igualmente lo es el General que retrata nuestro Nobel en esos días finales entre Honda y Santa Marta, que por ejemplo, todos los tratados y recopilaciones de Lecuna y las biografías de Waldo Frank y Gerhard Mazur, por citar algunas. Ya se escribirá en su momento la gran novela de este periodo aciago y cuyos personajes serán más vivos y reales que los de los futuros biógrafos e historiadores.

¿Y dónde ponemos a Iván Duque y Marta Lucía Ramírez? Son más de lo mismo, son el coro de un sainete de mal gusto ya visto varias veces en nuestra historia republicana, pero con una diferencia: Duque en algún momento se desmarcará de Uribe, ya lo verán; y entonces será el más auténtico representante de una derecha más moderna; más Macron, menos Le Pen, como él desea, y como debe ser en una democracia respetable que está por construir.

¿Y entonces? Bueno, está Fajardo de la Coalición Colombia. Listo. Vale; sin dudarlo por un instante, es mejor que el binomio Uribe-Vargas Lleras, que mandan en últimas sobre la derecha y ultraderecha.

Visto así, entonces toca hacer el mismo ejercicio que realizamos con los del binomio. Olvidémonos por un instante de sus salidas de equilibrista con respecto a sus apoyos, abiertos unos y soterrados otros, a personajes que han sido nefastos en la vida nacional. En su beneficio, digamos, entonces, que para poder adquirir notoriedad, destacarse y actuar en política en las condiciones de nuestro país, es lícito no confrontar, no meterse en líos y situaciones pendencieras y de lo que se trata es de ubicarse en el centro, pero que su fin último es favorecer el arribo de un nuevo país, más igualitario, menos corrupto y más democrático. Listo. Podría parecer válido.

Abonémosle, también, que es un matemático y por lo tanto un hombre formado en el pensamiento lógico de las ciencias formales, que inducen a pensar que se trata de una mente organizada y rigurosa, que en el ejercicio de la política no le permitiría desfasarse y hacerse incoherente. Son encantadores sus mentefactos, flujogramas o mapas conceptuales con los que expone sus ideas y que en ocasiones elabora para regalárselos como un recuerdo sus seguidores y que exhiben con orgullo.

De igual manera, como buen paisa, podríamos asegurar que es un trabajador incansable, buen hijo, buen hermano y queridísimo con toda su familia y la amplia red de amistades, quienes lo adoran y admiran. Y, como colofón, muy seguramente, que se sepa, no tiene cercanía ni ha sido tocado por la corrupción y ha apoyado, aunque tímidamente, el actual proceso de paz.

Después de reconocidas estas bondades, que no son poca cosa, lo que queda es, a mi juicio, un ser voluble, sin claridad en el Qué y en el Cómo, sobrevalorado y con una habilidad, que no virtud, de moverse discreta y sibilinamente en las aguas turbias de poderes fácticos económicos y políticos, así como sus silencios abrumadores con relación a temas que tocan intereses de la casta política y económica de su departamento, causantes por muchos años, de algunos de los grandes males de nuestro país, como son las desigualdades tan profundas, la exclusión sistemática de grandes capas de la sociedad; la pobreza y desesperanza; a más de, quien lo creyera, recientemente descubiertos en graves hechos de corrupción. Sin embargo, ante la eventualidad de que Fajardo pasara a segunda vuelta enfrentado a alguno de los candidatos de la ultraderecha, sin pensarlo dos veces habría que votar por él y además, a quienes tenemos serias reservas sobre su incoherencia, nos tocaría como en el caso de Santos, salir masivamente a votar por él. Sin duda.

¿Y De la Calle qué? Es un damnificado del proceso de paz, por el cual se jugó sus restos y esto tiene un gran mérito, pues demuestra la entereza del personaje. La Colombia del presente, pero ante todo la de las futuras generaciones, deberá reconocer la deuda que tiene con él. Es un olvidado de la diosa Fortuna y solamente, en tanto establezca una ruptura con las castas corruptas, clientelistas y delincuenciales del partido liberal, o en su defecto se imponga la tarea de liderar una reconstrucción de esa entelequia liberal, tendrá posibilidades de actuar proactivamente, como liberal de partido y de formación, en las nuevas realidades que ya están presentes y que algunos se empeñan en obstruir y ocultar.

Ahora bien, el caso Petro es un fenómeno sociológico y político de enormes proporciones. Dicen sus detractores que es obcecado y terco; incapaz de trabajar en equipo, que es incoherente porque usa unos zapatos Ferragamo que valen muchos dólares, que es poseedor de una mansión de no sabe cuántos millones y otro tipo de sandeces que no vale la pena tener en cuenta. Dicen los más envenenados que es un fariano encubierto, que va a llevar al país al socialismo y comunismo más abyecto, que la propiedad privada no existirá más, que le va a quitar la plata, las empresas y la tierra a los ricos. Los más alucinados manifiestan inclusive que es un violador de niños, un drogadicto, un asesino que fue ejecutor de masacres; en fin, la lista es larga.

Lo que no les permite reconocer, es que Gustavo Petro es el poseedor actual del discurso más denso, potente y moderno para la Colombia de este siglo y de las generaciones venideras. Es un discurso con unos niveles de coherencia y solidez que sorprende, abruma e intimida a sus detractores, puesto que no encuentran fisuras, pero además acompañado de una fuerza interior, de un convencimiento de la justeza de su causa, que seduce y contagia. A alguien le escuché decir que es algo así como remar con un tenedor contra una corriente impetuosa. Por todo esto, Petro los intimida y espanta. No le aguantan el debate y solo les quedan a sus detractores las calumnias, las injurias y las mentiras más desvergonzadas, inclusive de gentes que en algún momento posaron de demócratas, abiertos a los cambios e incluyentes.

Gustavo Petro es un ser coherente. Sin ser su amigo, he venido haciendo seguimiento a su desarrollo intelectual y político y uno encuentra siempre, a través de los años, el mismo bloque conceptual y fáctico, que con el tiempo ha ido complementando, enriqueciendo y desarrollando. Sus tesis y desarrollos programáticos sobre el cambio climático, el abandono de los combustibles fósiles, el impulso a energías limpias y la defensa del agua, son la clave de un nuevo humanismo, en donde el centro del desarrollo esté fundamentado en el respeto a la naturaleza y entendido como desarrollo de los seres humanos. Es la valoración de todo lo humano: el amor, la solidaridad, la inclusión, el derecho a una vida digna, pero tremendamente anclado en el aquí y ahora.

No sabemos si Petro va a ser elegido presidente para el periodo 2018-2022. Demasiados intereses y muy poderosos saben de esa posibilidad que crece exponencialmente y por esta razón se la van a jugar toda para que esto no suceda y para ello apelarán a todos los medios, lícitos e ilícitos para frustrar esta expectativa, cada vez más amplia de sectores sociales que aspiran a un país más igualitario, democrático, pacífico y libre de corrupción.

 

( 32 ) Comentarios

  1. Replyjoaquin garcia Reyes

    Los candidatos opositores,no tienen ni idea de como contradecir a Petro en sus proyectos.
    Estos candidatos piensan mas en degradar a Petro,q brindar soluciones sanas al pueblo.

  2. De lo que das recibes, así mismo los petristas lanzaba las calumnias, las injurias y las mentiras más desvergonzadas hacia Uribe y ahi si no decían nada

  3. Todo es realidad. Ojala la ignorancia y la estupidez se logre reducir.

  4. Excelente artículo!!!

  5. Jamás…jamás votaré por Fajardo en una eventualidad. Siempre el mismo jueguito de * por el menos malo* BASTA YA! Llevaremos a Petro a la Presidencia; por encima de las maquinaría, por encima de la maldad, por encima de la mafia mediática …EL PUEBLO MARCHARÁ …POR LA COLOMBIA HUMANA!!!

  6. ReplyJuan Carlos Sierra Diaz

    Es que incluso personas que se dicen de izquierda, como los de MORIR,donde el mandadero de Robledo en la BLU radio, dicen que le tienen tapao a Petro, yo aseguro que es lo que inventaron los del DAS por orden de uribe; todas las calumnias, chuzadas, despretigio, etc,etc, etc. Por que robledo y su combo prefieren apoyar a uribe y a cualquier paisa, para atajar a Petro, lo consume el odio a Petro.

  7. La situación Petro y su programa de gobierno muestra las transformaciones urgentes que necesitamos construir para dejarle a nuestros un camino claro que los ilumine a ser mejores gobernantes. Me siento comprometida con sus sueños que son realidad si el pueblo lo decide.

  8. ReplyLiana Consuelo Diaz

    Hermoso escrito sobre todo la definición de Gustavo Pero muy acertada.

  9. Si De La Calle la tiene Clara entonces por qué no conformar la gran coalición que desean los colombianos de bien integrándose con Petro y Fajardo? Todos luchando contra la corrupción y por la inclusión social.

  10. ReplyANA MARIA RAMIREZ GUAMAN

    Excelente ANÁLISIS

  11. Replyjose manuel bergonal gallego

    magistral el concepto.

  12. TOTAL!

  13. ReplyNELSON R RAMÍREZ P.

    Sugiero que Petro en sus discursos le aga saber a todo el mundo que no va a despropiar y que no es Comunista si no un Progresista de raca manda a.😊 Felicitaciones.

  14. ReplyLupercio Hidalgo Penagos Cuellar

    Ante todo, debo felicitar con toda sinceridad el magistral artículo que acabo de leer, al cual lo inspiró la imparcialidad y la honestidad, haciendo gala de la manera profesional como se debe ejercer el periodismo, considerándolo como un ejemplo a seguir por parte de quienes sin escrúpulos, desde sus tribunas, atentan contra todo principio Democrático. Los opositores de Petro deben dejarse de tantas bajesas y ejercer la verdadera democracia que tanto predican.

  15. ReplySergio Caballero R.

    Lo más admirable que he leído hoy. Exelente!

  16. .. Y que opina del famoso “Petro nos va a convertir en otra Venezuela”. Podría ser cierto? Porque si o porque no?

  17. Impecable comentario. Petro representa un futuro prometedor para Colombia. El resto representa más de la misma corrupción, el mismo sanguinario paramilitarismo las mismas élites de Derecha robando. Todos pensaron que nunca se les podía acabar su rebatiña y sus bandideces.

  18. Me parece un mal articulo, poniendo sombras sobre los demas candidatos, haciendo que petro sobre salga como la unica y mejor opcion que tendriamos, pero es puro cuento para distraer, segandonos para q salgamos corriendo como inveciles a botar por esa mala opcion.

  19. *Léelo. Excelente reflexión.*

    *_¿¿¿A LA IZQUIERDA O A LA DERECHA???_*

    *Una universitaria cursaba el último año de sus estudios. Como suele ser frecuente en el medio universitario, la chica pensaba que era de izquierda y, como tal, estaba a favor de la distribución de la riqueza.*

    *Tenía vergüenza de su padre, un empresario exitoso. Él era de derecha y estaba en contra de los programas socialistas. La mayoría de sus profesores le habían asegurado que la de su papá era una filosofía equivocada.*

    *Por lo anterior, un día ella decidió enfrentar a su padre. Le habló del materialismo histórico y la dialéctica de Marx tratando de hacerle ver cuan equivocado estaba al defender un sistema tan injusto. En eso, como queriendo hablar de otra cosa, su padre le preguntó: -¿Cómo van tus estudios? -Van bien -respondió la hija, muy orgullosa y contenta-. Tengo promedio de 9, hasta ahora. Me cuesta bastante trabajo, prácticamente no salgo, no tengo novio y duermo cinco horas al día, pero, por eso ando bastante bien, y voy a graduarme en tiempo.*

    *Entonces el padre le pregunta: -Y a tu amiga Melisa, ¿Cómo le va? La hija respondió muy segura: -Bastante mal, Meli no se exime porque no alcanza el *6, apenas tiene 4 de promedio. Pero ella se va a bailar cada semana, pasea, fiesta que hay está presente, estudia lo mínimo, y falta bastante… no creo que se reciba este año.*

    *El padre, mirándola a los ojos, le respondió: – Entonces habla con tus profesores y pídeles que le transfieran 2.5 de los 9 tuyos a ella. Esta sería una buena y equitativa distribución de notas, porque así las dos tendrían 6.5 y se graduarían juntas.*

    *Indignada, ella le respondió:*

    *¡¿Estás borracho?!*

    *¡Me rompo la madre para tener 9 de promedio! ¡*

    *¿Te parece justo que todo mi esfuerzo se lo pase a una vaga, que no se esfuerza por estudiar?*

    *Aunque la persona con quien tengo que compartir mi sacrificio sea mi mejor amiga… ¡¡No pienso regalarle mi trabajo!!*

    *Su padre la abrazó cariñosamente y le dijo:*

    *¡Bienvenida a la derecha!*

    *Moraleja: Todos somos rápidos para repartir lo que es ajeno. Este mensaje es muy cortito, tremendamente claro y se aplica 100% a nuestra realidad social.*

    *El pensamiento es de A.Rogers (1931) quien sostiene que:*

    *”El gobierno no puede entregar nada a alguien, si antes no se lo ha quitado a otra persona.”*

    *Cuando la mitad de las personas llegan a la conclusión de que ellas no tienen que trabajar porque la otra mitad está obligada a hacerse cargo de ellas, y cuando esta otra mitad se convence de que no vale la pena trabajar porque alguien les quitará lo que han logrado con su esfuerzo, eso… mi querido amigo…..es el fin de cualquier nación. _No se puede multiplicar la riqueza dividiéndola._*

    *Si no estás de acuerdo, no lo pases. Como estoy de acuerdo lo paso. No me preocupa el grito de los violentos, de los corruptos, de los deshonestos, de los sin ética… Lo que más me preocupa es el silencio de los demás…*

    *¡¡¡¡Háganlo viral!!!!* 🙋‍♂

  20. ReplyJimmy H Rey Sanabria

    Excelente radiografía, Petro coherente, brillante, lúcido, honesto, capas, demostrando en sus propuestas, que lo que construye país son los valores y los principios que hemos perdido los Colombianos al paso del tiempo, producto de la descomposición social en todos los órdenes impuesta por tantos años de gobiernos amañados en defensa de sus propios intereses a costa del sufrimiento del pueblo Colombiano.
    !!No más opresión, Petro Presidente de una Colombia Humana!!

  21. gracias tío por tu claridad …
    compartiré…

  22. la campaña de PETROMAN es para una mejor Colombia y más avanzada… la campaña de los demás es contra PETRO para q no lo logre… mientras el piensa en propuestas d3 mejora para el país… los otros es tan buscando falla a sus tesis, no pierdan el tiempo y den mejores propuestas q las del vil guerrillero del m19 y ps la miraremos y si son mejores no duden en q la juventud irá en pro de dichas propuestas. de lo contrario dejen trabajar al único q esta trabajando x un país mejor

  23. ¿Quien es el autor?

  24. excelente articulo muy buena presentación de los candidatos ..hace un buen realce de el gran talante de Gustavo Petro que es el único con proyectos y propuestas claras es lo que necesita y quiere el pueblo de Colombia

  25. Excelente….que lectura amena que nos libra en un laberinto de nuestra realidad política….una visión de horrible, lo mano, lo mediocre, lo rescatable….en un universo trágico/cómico…que como buenos Colombianos con un grado de humor bastante alto, lo disfrutamos, aun con el trasfondo que representan….y por último termina por una realidad palpable y apoteósica a la que no hay que añadirle ni quitarle nada….PUES À PETRO LE SOBRA AUTENTISIDAD y VERACIDAD ACOMPAÑADA DE UNA GRAN INTELIGENCIA.
    Me encanto…👏👏👏👍👍👍❤️❤️❤️

  26. Muy buen artículo😎

  27. Es hora de pensar y actuar, madura y políticamente, por un país distinto. .no nos dejemos polarizar por los jefes del odio …si Petro es el presidente, esos cambios deben ser asumidos por un país maduro para el cambio

  28. El señor petro es un afín suyo, el es un demagogo brillante, que junto con personas como usted quieren hacer ver y creer, que petro es la opción que requiere el pais. Si habla de corrupcion, asesinatos, intransigencia, desmanes E INCUMPLIMIENTOS, mire los resultados de la administración de petro en Bogotá con la misma acusiocidad con la que ve a los de derecha y otros.
    No señor, petro es un fraude peligroso para el pais.

  29. Petro coherente inteligente imaginario desafortunadamente un exguerrillero y los Que vienen de alla son todos iguales de sanguinarios matones y seguidores de Chavez maduro y do resto de hijueputas Que les gusta ver al pueblo arrodillado por 12 huevos y 10 dolares mensuales de sueldo.

    La realidad es Que en Colombia los Que siguen a estos hijueputas jamas tuvieron Que tener hostigamientos con la hp guerrila y tener Que levantar soldados sin cabeza , piernas, brazos, Manos, o en el peor caso recogerlo por pedazos y adivinar quien era.

    Ahora petro salga hacer campaña si eres tan limpio y tan hombre
    Que parece es un travesti o pinta de Marik
    Prefiero la guerra de Uribe y el plomo del Ejército de Colombia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Carlos Pérez Muriel
Analista de la Política, también de la política y de la "política"... .